Crónica Diecisiete

El Mundo se va al traste. Es un Hecho.

Anuncios

17 comentarios to “Crónica Diecisiete”

  1. Caulfield Says:

    Iba a comentar la crónica 16, pero este aforismo zen que te has sacado de la manga engloba todas las crónicas que puedas hacer sobre el planeta mundo.

    Sí, el mundo se está “moviendo”(jeje) hacia el desastre, y no hay vuelta atrás.
    Podríamos ponernos a criticar montones de cosas, pero no acabaríamos nunca. Seguiré tu ejemplo y continuaré tu magnífica frase (con una pequeña licencia a la peli “Cube”):

    Estupidez Humana Ilimitada. Es la Causa.

  2. da-beat Says:

    Vaya, ahora me quedo con ganas de leer tu comentario a la Crónica Dieciséis 😛

    Ahora que ya sabes lo que significa que el mundo “se está moviendo” o que el mundo “se ha movido”, entenderás mejor mi Crónica Once (I). Además, ya conoces a Rolando e imagino que tambien a Dark Angel (Jessica, no la otra :-P)

  3. Juanjo Muñoz Says:

    Contundentísimo, sólo queda por definir qué es el traste y si se va o ya se ha ido. Si se tratara sólo de la extinción de los humanos no sería un problema.

  4. da-beat Says:

    El traste no es necesariamente la extinción, lo que es insostenible es nuestro modo de vida, nuestra sociedad, no el ser humano como especie. El proceso (o progreso), tal como yo lo veo, nos lleva irremediablemente al egoismo. Creo que no hay duda de que cada vez somos más egoistas. Cierto, hay muchas personas que piensan y viven por los demás, pero solo como individuos. Como conjunto cada vez somos más desconfiados, los demás son personas a las que tememos, personas que nos pueden quitar lo que es nuestro. Vivimos por nuestras posesiones. Tenemos menos respeto por los demás. No respetamos a nuestros mayores, no respetamos a nuestros hijos, no respetamos a nuestros compañeros…
    Un pequeño ejemplo: No recoger a un autoestopista por “no saber a quien metes en el coche” era impensable no hace demasiado tiempo.

    De modo que, de continuar esta tendencia (y no hay demasiados signos de lo contrario), nos convertiremos en sujetos individuales, menos sociables excepto por nuestros intereses. Cada vez hay menos parejas estables, somos más individuales. Exagerando, podríamos decir que dentro de unos años no nos relacionaremos sentimentalmente, solo nos aparearemos, como los animales (eso si no lo estamos haciendo ya). Es curioso que entre los efectos secundarios de la globalización, esté precisamente el individualismo. Que ironía.

    Claro que por el camino, cambio climático (o quien sabe qué rayos) mediante, puede ocurrir la extinción. Eso sería el fin del Planeta Mundo, pero no del Planeta Tierra. Como ya he dicho en alguna ocasión, cuando nosotros desaparezcamos se acabará el Planeta Mundo, pero el Planeta Tierra seguirá girando alrededor del Sol. Esa es la diferencia fundamental entre ambos planetas.

    (Puf, me ha quedado muy pesimista, pero no voy a borrar ni una coma. A veces uno no puede ignorar las pruebas)

  5. Juanjo Muñoz Says:

    Totalmente realista. La paradoja de cómo lo hemos montado es que a la vez se emiten dos mensajes contradictorios:
    “Mira por tí para ser feliz” sabiendo de antemano que la felicidad es compartida o no es nada. Ejemplo: si tienes una alegría y no la comunicas es menos alegría.

    Lo malo de la extinción del Planeta Mundo es que la vamos a provocar llevándonos por delante el Planeta Tierra.

    Lo de “el infierno son los otros” de Sarte es la mayor idiotez que se ha pensado en la Historia de la Filosofía.

  6. da-beat Says:

    No, no, no. No nos llevaremos por delante al Planeta Tierra. Quizá sí a unas cuantas especies animales (esto ya lo hemos hecho), pero no al Planeta. Unas cuantas bombas nucleares y el consecuente “invierno nuclear” no acabarían con toda la vida (las bacterias y muchos insectos sobrevivirían) pero, supongamos que sí acabara con el 100% de la vida sobre la Tierra. Aún así, esta seguiría girando alrededor del Sol, como si nada.

    Para acabar con el Planeta Tierra habría que hacerlo explotar literalmente en un montón de asteroides. Y de eso no somos capaces.

    Eso de Sartre será una idiotez, pero es a lo que tendemos. Tengo algo olvidada la lógica y los silogismos, pero creo que eso nos convierte en idiotas.

  7. Caulfield Says:

    Me ha encantado tu comentario de 3 posts anteriores, es demoledor, le noto cierta filosofía oriental, jeje, y estoy muy de acuerdo… y ahora los países orientales se están subiendo al tren del modo de vida occidental, así que el fin está cerca, compañeros.

    Yo sólo tengo una esperanza, y es que algún hecho que nos afecte a todos a nivel mundial cambie nuestro modo de vida, la forma de verse uno mismo y a los demás en el mundo, de abandonar las diferencias que sólo nos dividen en nuestras mentes (religión, nacionalidad, raza…). Aunque creo que si se produce ese hecho, sea el cambio climático o lo que sea, ya será un poco tarde.

    Ya sabéis, “primero el pienso, luego la moralidad” :(.

  8. da-beat Says:

    De acuerdo contigo, Caulfield.
    Por eso la filosofía o el modo de vida oriental tiene tantos adeptos por estos lares. Somos muchos los que vivimos en un mundo que “no nos gusta”, que pensamos que todo el materialismo y consumismo que nos enseñan es un timo, que “otro mundo es posible”. La filosofía oriental, ciertamente, es un refugio. Pero sigo pensando que eso solo ocurre a nivel individual de algunas personas. Como colectivo, la filosofía oriental, como dices, va a menos.

    La solución existe y es única (como dicen los matemáticos): Cambiar la mentalidad no individualmente, sino colectivamente. Perseguir todos un objetivo común. Dices que tu única esperanza para que esto ocurra es tener un “enemigo común” que nos haga unirnos a todos. Yo veo difícil hasta eso. Ahí tenemos, en España, el ejemplo de ETA y, a nivel mundial, el cambio climático. Son enemigos comunes, pero ya no somos capaces de unirnos ni por esas. Y es que, mientras haya dinero (o poder) de por medio, y a los que lo tienen no les interese cambiar las cosas, olvídate. Recuerda que son ellos los que dirigen nuestras mentes.

    Quizá una invasión extraterrestre…

  9. Caulfield Says:

    Sí, el contacto con vida inteligente extraterrestre (ya sea hostil o no xD) es otra posibilidad de unión colectiva y abriría muchas mentes…

    Yo he llegado a tu misma solución única, la cuestión es lo que comentas, si esa conversión de mentalidad es practicable, y por lo visto hasta ahora no lo es… o no hemos encontrado el “enemigo común”.
    Ya que la lucha individual contra el sistema es inútil (me viene a la mente “El proceso”, de Kafka), nos quedan pocas alternativas:

    – El comunismo: cambiar el sistema actual por este otro idealista, pero que en la práctica no es tan ideal, por culpa de los que mandan.
    – El anarquismo?
    – El conformismo: aceptar la derrota y contemplar pacíficamente cómo todo se viene abajo. Aunque con tiempo, cuando el sistema ya no pueda garantizar el estado de bienestar al que estamos acostumbrados, es de suponer que la gente ya no confiará en los dirigentes y se producirá algún cambio… demasiado tarde, claro.

    Aludiendo de nuevo a términos de la Torre Oscura de King (que a este paso se convertirá en profética), en nuestro mundo no hay un “camino del Haz” que nos lleve al origen de lo que anda mal y así poder solucionarlo. Y si existe, nos está vetado.

    Pero bueno, la esperanza nunca se pierde.

    PD: Ya ves lo que cunde una sola frase de tu crónica, jeje.

  10. Institutos abandonados, un profesor muerto... ¿Interesa la educación? « Efervescente2H Says:

    […] Aunque ya lo publiqué en Iguales en Las Tres Mil me sigue resultando indignante y vergonzosa la situación que tienen que soportar a diario alumn@s y compañer@s en I.E.S. Bovalar (otra galería de imágenes para no perderse aquí). Da la sensación a veces de que, como decía Montse respecto al software libre, la incoherencia es el arjé de las estrategias de las distintas administraciones, especialmente las educativas. Y todo ello pese a que se llenaban la boca diciendo que este 2007 se iba a destinar a educación un 26% más en los Presupuestos Generales del Estado.Mientras tanto, en Argentina maestros y profesores suspenden las clases en todo el país después de que un policía matara a un profesor que se manifestaba por un salario mínimamente digno. Allí ya se anuncia un paro nacional por la muerte de un docente. Visto lo visto, en uno y otro sitio, a educación no parece ir el dinero de los impuestos o, al menos, a la educación de verdad y no a dietas, cursos y jornadas de nula utilidad, publicaciones absurdas encargadas a “escritores” afines, CDs y DVDs de idioteces supinas, etc. Y si la educación no interesa, lo que deja de importar es el futuro. O mejor aún, aunque soy poco amigo de ver conspiraciones, lo que interesa a determinados poderes, y de verdad, es un futuro sin educación. Va a ser verdad lo que decía da-beat en su Crónica Diecisiete. […]

  11. Gabbahead Says:

    Llevo tiempo deseando que el mundo explote. No que haga ¡pum! sino que reviente la economía, que se acabe el petróleo, que se contamine todo el agua, vivir una exterminación humana porque como a los dinosaurios ya nos toca, pues hemos creado y destruido muchísimo más que ellos en muchísimo menos tiempo. No se si lo próximo será un Planeta de los Simios como propone Pierre Boulle o un Planeta de Ratas y Cucarachas como creo yo que ocurrirá después de una aniquilación total, y más si es por una guerra nuclear. El caso es que no pierdo la esperanza de poder vivirlo pues, ¿de que serviría que el mundo se aniquilase a los pocos años de fallecer? no podría vivir mi sueño, ver hecho realidad ese pensamiento que tarde o temprano ocurrirá, más temprano que tarde. Le calculo que en 50 años esto se acabará después de pensar y desarrolar todos los problemas ecológicos, económicos y sociales que nos rodean. Si no antes claro, cosa que sería tambien probable debido a las guerras del agua que muy próximas están, o ya han empezado en algunos países sin ser todavía un conflicto bélico como ocurrirá en el futuro.

    Yo por si acaso seguiré aprovechando el presente y disfrutando de la vida no vaya a ser que se acabe mañana y me pille en calzoncillos. Comer*, beber*, fumar* y follar* que el mundo se va a acabar.

    Un saludito compañeros

    *Con moderación. Es tu responsabilidad.

  12. da-beat Says:

    Caulfield, respecto a tu posdata: Tras conocer la polémica de “Cambio Radical”, me llevo un par de días encontrar el enfoque para la Crónica, hasta que se me ocurrio el cuento de los árboles. Nadie la ha comentado.
    Esta Crónica (esta frase, más bien) la escribí en un momento de esos en que pierdes toda confianza en la especie humana, después de haber sido testigo de una falta de respeto total. Estoy escribiendo el comentario nº 12.

    Gabbahead: Siempre tan radical, más que yo. Me ha gustado lo de Las Guerras del Agua y ese gran guiño a D.O.A. que solo entenderemos tú, tu primo, yo y pocos más, que es nombrar la aniquilación total (“Total Annihilation”). Muy bien, haciendo honor a tu nick.

  13. Manuel Says:

    Hola Da-Beat. Encantado de reencontrate en tus maravillosas crónicas y en los comentarios tuyos y de tus amigos de Planeta Mundo.De verdad, me ha encantado uno de tus comentarios, el mismo que supongo cita Caulfield.
    Tienes una habilidad especial para diseccionar como nadie la supina estupidez de este mundo. Desde luego motivos tenemos para el pesimismo, dado cómo lo estamos “jodiendo” todo ( sin moderación, sin consideración) pero también para abrir puertas al optimismo, porque no todo está perdido. Cada día es un milagro…por el mero hecho de irlo descontándolo a la muerte. Cada día morimos un poco. Esa es nuestra grandeza. Nacemos y renacemos. Decía Malraux en sus Antimemorias que quizá la aventura humana sólo perdure al precio de una implacable metamorfósis.
    En cada renacer amamos. odiamos, reimos, lloramos, nos emocionamos, nos enfadamos y hacemos crónicas de nuestras vidas como si nos fuera la “vida” en ello.Y somos afortunados de poderlo hacer… porque una inmensa mayoría del planeta…no puede porque no puede ni leer ni escribir ni hacer crónicas de sus miserables vidas. Leer cosas como las que acabo de leer es un milagro. No sé , creo que he perdido el hilo de lo que estaba diciendo.Manaña quizá lo encuentre. Un cordial saludo Da-beat, de Manuel.

  14. gabbahead Says:

    Querido Da-Beat, hace muy poco como usted sabe me hice con el “Tunnel of Terror 2”, y claro a uno le vienen recuerdos de una mejor infancia en la que la musica extrema nos movía y culturizaba, como ahora, pero antes era la novedad y el ritmo era frenético, ¡Mutha Fucking New York City Speedcore!

  15. da-beat Says:

    Manuel: Totalmente de acuerdo. Aunque muchas veces pueda parecer pesimista, lo cierto es que al final siempre nos quedamos con las cosas buenas y, sobre todo, con la esperanza de cambiar la malas (no sé si alguna vez lo he comentado, pero os recomiendo la película “El Quinto Elemento”. El final es precisamente esto).
    Creo que esa victoria del optimismo frente al pesimismo es uno de los motivos por los que nos hacemos educadores, porque pensamos que la EDUCACIÓN (así, con mayúsculas) es una gran herramienta para conseguir un mundo mejor. Quizá lo consigamos o quizá no. Quizá solo podamos aportar el proverbial grano de arena de la playa. Pero, como dice el mismo proverbio, menos es nada. Y, por lo menos yo, no voy a irme sin haberlo intentado. La otra opción es suicidarnos, físicamente o en cualquiera de los sentidos de los que habla Juanjo en “Muertos”.

    Lo que me encanta cada vez más de esta crónica es que los comentarios sean mucho más abundantes que la misma crónica. Comparando con “lo normal” en un blog, es el mundo al revés, con lo cual esta crónica refleja mucho mejor al Planeta Mundo que las otras. Una gran sorpresa, porque fue un post improvisado, con pocas pretensiones. Es una obligación para mi daros las gracias a todos por haberlo hecho.

  16. Comentarios en los blogs « Efervescente2H Says:

    […] incluido) de la identidad de un blog sin comentarios, otro blog que cerró los comentarios, comentarios sugerentes y mucho más largos que el fantástico post, hasta alguna petición ante la soledad de un blog sin comentarios, y una reflexión sobre el […]

  17. Dos nanorelatos en uno « Efervescente2H Says:

    […] por Juanjo on 12 Enero , 2008 Hace poco Zifra compartía un nanorelato que me recordó una crónica de Da-beat. Estaba pensando unirlos para hacer uno, pero no sé en qué orden ponerlos, porque no significan […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: